lunes, 13 de julio de 2009

Gula

Uno de los grandes placeres de esta vida es comer. Comer ya sea en plan nouvelle coisine como a un chiringuito de playa, que lo mismo me gusta una ensaladilla rusa, una tortilla de papas o un potaje de lentejas, mmmm, como un foie de pato con crema de no-se-qué a la barbacue. Este fin de semana ha sido totalmente de gula, comer y comer. Que si cenita el viernes por aquí, que si picoteo el sábado por allá.

Pero lo peor fue ayer domingo. Había quedado con un grupo de amigos, los de la época universitaria más algún añadido, para irnos a comer en plan picnic a la cumbre. Quedamos en el pueblo de mi pareja, que está por encima de donde vivo y allí nos tomamos un tentempié. Luego nos fuimos a un área recreativa en la cumbre con mesas y sitio para hacer barbacoas, aunque nosotros llevamos la comida preparada. Esa fue la parte más tranquila de conducir.

Cuando acabamos de hartarnos como cochinos, decidimos coger los coches y darles un poco de paseo. Así que nos fuimos hasta el Parador de Tejeda a tomarnos algo, la mayoría optó por un café para despejarse. A un amigo se le ocurrió la brillante idea de llegarnos hasta Artenara a comernos un helado. Sí, tiene su guasa pero fuimos. Y nos comimos el helado. Hay que decir que Artenara es casi, solo casi que aún hay algún sitio más distante, el sitio donde Cristo perdió la alpargata, es decir, de lo más lejano y pesado de llegar, todo curvas. Así que la vuelta la planteamos por otro sitio, igual de pesado y también con curvas pero, al menos, más entretenido por la novedad (aunque el mapa pone esa ruta en realidad fuimos por las presas que se ven a la izquierda).



Carreteras ya no secundarias sino de esas que sólo caben un sólo coche y rezas para que no venga otro de frente porque no sabes dónde os pondreis para pasar. Pero también son las que me gustan porque te ayudan a descubrir lugares que aún no conoces, como este tramo por las presas.

En fin, que llegué a mi casa como a las ocho de la tarde, molido y hecho polvo de conducir. Ya, ya se que eso me pasa por tener coche. Masoquista que es uno.


10 comentarios:

Casta dijo...

Pero te lo pasaste bien, no?

starfighter dijo...

Casta, por supuestísimo, con ellos es imposible no pasarlo bien ;)

Nica-mareadasólodepensarlo dijo...

Star: me asomo brevemente para decirte, conociendo como conozco aquello, que tú no estás bueno de la cabeza y que si no había helados en la misma Cruz de Tejeda o qué, bendito sea Dios en su inexistencia.
Besos.

starfighter dijo...

Nica, que alegría. Haber supongo que habría, pero es que con esta gente siempre es masoquismo automovilístico, jajaja.

Sota dijo...

Nouvelle cousine KK. Ea.

starfighter dijo...

Sota, donde haya una tortilla de papas, mmm.

Don Otto Más dijo...

Pero todo esto es predespedida preboda, no? No? Sí?...
Ains, que te nos casas!

starfighter dijo...

Otto, nooooo, que aún quedan dos meses. Ainss, que ya queda menos.

Mac Dubh dijo...

Ah pero teneis embalses... si yo solo vi montañas...¿donde estaban?Jijiji que malo soy...

starfighter dijo...

Mac, entre las montañas escondidas, jajaja. Pero son pequeños, en comparación con los de ahí.