miércoles, 29 de julio de 2009

... y a toda vela

Pues nada, el tema boda sigue adelante. Como decía hace unos días, la semana pasada nos la tomamos con calma en este tema. Prácticamente todo el mundo esta avisado y aunque quedan algunas invitaciones que entregar (se pueden contar con los dedos de una mano) esta gente ya sabe lo que hay. Así que no cuenta. La mayoría ya nos ha confirmado la asistencia, o no, a la celebración posterior. Y he de anunciar con alegría y satisfacción que el número ha bajado (gracias sean dadas al Sumo Hacedor) lo cual agradecerá nuestra economía.


Él también se lo está agradeciendo


¿Qué más? Ah sí, ya tenemos los trajes. Yo me fuí a comprar el mío con una amiga y fue entrar al sitio y decir "me gusta ese". Mi amiga decía que si no me iba a probar otro, así que elegí uno por compromiso. Pero como dice mi madre: "Cuando te emperras con algo, no hay quien te saque". Pues eso. El dependiente comenzó a sacar camisas y mi dedo dijo "ésta". Y así sucesivamente. Pensábamos estar toda la tarde con el tema traje y a la hora ya estábamos fuera, con lo que nos fuimos a tomar algo, a mirar tiendas y a dar una vuelta. Y mi pareja fue a comprar el suyo con otra amiga, así que iremos de incógnito hasta el día-D, aunque cada uno intuye cuál es el traje del otro que para eso ya habíamos hablado y mirado algunos trajes juntos.

El sábado elegimos el detalle que vamos a dar en la celebración. Fue por rendición. Mía, claro. Me cansé de decir no, no, no y poner caras de asco, asombro y cansancio. Así que fue ver eso y claudicar. Aviso que es lo más cutre, semi-inútil (se supone que tiene utilidad, que se la demos es otra cosa) y chorra que se pueda uno echar a la cara. Sólo para que se den cuenta lo vimos en una tienda donde se venden cosas para la casa (desde una alfombrilla de baño hasta vasos o velas) que es una especie de franquicia. Así que ya se pueden imaginar el nivelazo. Ainssss, no me queda nada.


Así que prácticamente está todo hecho. El viernes iremos a probar el menú, es decir, a cenar por la patilla. Bueno, no tanto, que con lo que vamos a gastar es lo menos. Luego quedaremos con alguno de los que aún no tienen la tarjeta y se acabó. Por ahora.

La adaptación (que es de lo mejor de la película)




Otra adaptación:


11 comentarios:

Shanks dijo...

Comprar así es lo mejor...No soporto pasar horas y horas buscando, así que mejor enamorarse rápido de algo y listo!
Tendremos fotillos de la boda??
:D
(Y me parece que eres un trozo de pan, que siempre le dices que sí a todo a Han!!)

starfighter dijo...

Shanks, por supuesto que habrá fotos en este blog. Y ya sabes que oficiosamente Luke estaba enamorado de Han en secreto, así que es normal que le diga que sí ;)

Nyc dijo...

Joooo, yo quiero detallito...
Qué poquito queda ya, eh?

Mac Dubh dijo...

Me pido alfombrilla de baño...y ya sabes que soy tan terco como tu

starfighter dijo...

Nyc, de verdad que no quieres, te lo aseguro, jajaja.

Mac, al menos la alfombrilla tiene uso, esto no diría yo tanto, jejeje.

Don Otto Más dijo...

Estooooo... te he dicho que no voy a la boda? JAJAJAJA!

Yo soy como tú... o me gusta a la primera o no hay nada que hacer... eso de comprar viendo mil cosas y eligiendo, como que no... anyway, seguro que vas guapísimo :)
Queremos afotos ;)

starfighter dijo...

Otto, at your own risk. Y gracias por lo de ir guapo, en ello estamos ;)

Van Hessa dijo...

Buf! cuánta movida, pero qué bien lo estarás pasando y luego cuando lo recuerdes...

Me alegra que todo vaya yendo bien. Espero ver alguna fotito, eh?

starfighter dijo...

Van Hessa, no creas, la cosa está más relajada ahora. Y habrá fotos, seguro.

Sota dijo...

El problema de hacer eso es que siempre acabas escogiendo lo más caro que hay en la tienda. Debe ser una derivación de la ley de Murphy, o algo...

starfighter dijo...

Sota, te aseguro que su precio corresponde al nivel, vamos, casi nulo.